Cosmética Natural Artesanal al alcance de todos

Para los que no la conocéis aún, he traído como invitada al blog a Teresa, la persona que hay detrás de Alambiqe.
Ya sois much@s los que habéis probado sus productos y estáis encantad@s con sus resultados, así que queremos que tod@s conozcáis el proyecto más a fondo.

“Alambiqe nace de la necesidad de crear consciencia sobre las repercusiones de nuestros hábitos y usos para cuidarnos, además de poder cuidar el medio que nos rodea.

Vivimos en un mundo acelerado y consumista, donde son imprescindibles cambios en los hábitos y en la manera de cuidarse, Alambiqe apuesta por imponer hábitos saludables con ingredientes ecológicos, naturales y de la mejor calidad para cuidar nuestra piel.

En los últimos años se ha demostrado que los productos industriales con los que tratamos la piel a diario son causa de problemas en la salud, como alergias, intolerancias, dermatitis, cánceres relacionados con el sistema hormonal que se modifica a través de la piel, la cual absorbe todo lo externo.

Con este proyecto natural, se intenta abarcar todos los productos de higiene y cuidado personal, así como algunos productos para tratar y mejorar afecciones en la piel.

Alambiqe quiere apostar por la educación en este ámbito con charlas informativas sobre los ingredientes nocivos en cosmética industrial, las propiedades de los ingredientes naturales y los beneficios para la salud de nuestra piel y organismo.

También nos dedicaremos en la próxima temporada a ofertar talleres y cursos prácticos donde cada persona podrá aprender a realizar sus propios cosméticos básicos para su vida diaria.

 

Dentro de la oferta cosmética se encuentran productos como cremas faciales de diferentes tipos, cremas para afecciones en la piel como pieles atópicas, crema de pañal, pasta de dientes, champú sólido, desodorante natural, jabones naturales, productos específicos del verano como anti-mosquitos, calma picaduras, after sun y un producto imprescindible para todo el año, protector solar natural y muchos más.

La gama de productos cosméticos se va ampliando continuamente tras la gran aceptación y confianza que están adquiriendo las personas que se decantan por nuestra marca y su concepto.

Todos nuestros productos están formados por ingredientes de la mejor calidad dentro de los que se encuentran el aceite de Neem, aceite Oliva virgen extra, aceite de Argán, Caléndula, Ricino, Coco, Manteca Karité, Cacao puro, aceites esenciales, extractos vegetales, ceras y conservantes naturales como tocopherol o ácido ascórbico, oxido de Zinc (NoNano), etc.

Para Alambiqe es un placer y al mismo tiempo un reto poder ofrecer productos saludables y beneficiosos para la salud, y la mejora de nuestra piel, así como conseguir un cambio en la consciencia de las personas que habitamos el presente.”

Teresa Domínguez

 

¡Muchas gracias Teresa por tus palabras y por ayudarnos a eliminar los tóxicos de nuestra cosmética!

Podéis encontrar y probar todos sus productos en nuestra tienda física en Cádiz capital, y hacer un regalo a tu piel o a la piel de los tuyos.
¡El regalo perfecto para esta Navidad! Cesta de regalo con productos de cosmética natural elaborados en nuestra provincia ♡


¡Cargaditos de juguetes! ¡Se acerca la Navidad!

A casi todo el mundo que echa una mirada atrás y recuerda aquellas Navidades en las que aún creía en los Reyes Magos, se le dibuja una sonrisa en la cara… Y te acuerdas de aquel juguete favorito con el que te ibas hasta a dormir.

Cuando eres un niñ@ se puede decir que casi todo el año esperas la llegada de ese día, donde podrás ver tus ilusiones envueltas en papel de regalo debajo del árbol de Navidad.

Y ahora que te has convertido en un ayudante de Papá Noel y los Reyes Magos, recuperas la ilusión, y te das cuenta de que lo realmente bonito de la Navidad es la ilusión de los más peques de la casa, ¡y cómo se contagia!

La lista de juguetes se va alargando a medida que pasan los meses del años, cuando llega el momento de entregar la carta hay que hacer una selección… No es tarea fácil decidir el juguete adecuado para cada momento/etapa.

aprender-jugando

 

No importa si es niño o niña ni realmente su edad… ¿qué le gusta hacer? ¿qué intereses tiene?

Cada juguete tiene una finalidad, desarrollar una habilidad, estimular sus sentidos, despertar su curiosidad, son un aprendizaje para la vida.

Esta campaña de Navidad, cómo siempre, voy a apostar por los juguetes de TocToys y, aunque me encanta ayudaros en la selección de juguetes, este año os voy a brindar la oportunidad de elegir a vosotr@s, porque nadie mejor que tú conoce los gustos de tu hij@.

Si encargas ya los juguetes a los Reyes Magos o a Papa Noel te beneficiarás de un 10% de descuento, así que echa un ojo al catálogo de Navidad de este año de TocToy (si prefieres ver el catálogo completo pincha entonces aquí) y haz tu selección antes del 5 de Noviembre, contacta conmigo por privado y listo.

 

 

¡Y a jugar toda la familia!

¡Qué la Navidad saque el niñ@ que llevas dentro!


Entregué mi plan de parto mientras me negaba a firmar el consentimiento

Sentirte presionada por algo que no está en tus manos: ponerte de parto

“Hoy no tengo nada mejor que hacer que parir a mi hijo, sin prisas”, justo eso fue lo que le dije a la ginecóloga que me presionaba diciéndome que antes de las 7 p.m. mi hijo tenía que nacer y mientras yo le entregaba mi plan de parto.

Ingresé en el hospital con fisura de bolsa, un antojo de churros caseros con quemaduras incluidas hizo que mi bebé rompiera la bolsa antes de tiempo, sin importarle que aún no había llegado el momento… Estaba en mi semana 37 de embarazo, y recuerdo que ese día debía coger cita para los registros.

En la madrugaba soñé que me hacía pipí encima, me desperté y estaba mojada pero no era orina… Sonreí.

Una gran sensación de alegría  y miedo invadió todo mi cuerpo. Eran las dos de la madrugaba, mi madre dormía y yo intenté hacer lo mismo pero fue imposible… Deambulé por la casa toda la noche, terminé de preparar la bolsa para el hospital, me duché y ¡hasta me depilé las cejas!

Aún no me dolía pero me sentía rara… como una especie de dolor de regla cada vez más intenso. Mientras seguía perdiendo líquido amniótico de la bolsa en pequeñas cantidades, tuve tiempo de investigar y leer todo lo que encontré sobre los protocolos en hospitales en caso de fisura de bolsa. No daba crédito, había de todo… ¿cómo es posible? Cada país, cada comunidad, cada hospital actúa de diferente manera ante la misma situación, increíble.

Al llegar al hospital me hicieron una ecografía y un tacto, estaba todo bien pero aún no tenía ni el cuello del útero borrado… Ya empecé a escuchar palabras cómo oxitocina, provocar parto, firmar consentimiento… Me pasaron a la sala de registros, allí me atendió un matrón pro parto natural y aproveché para hablar con él y entregarle mi plan de parto. Se sorprendió de que lo llevara impreso por mi y no la libreta que te da la Seguridad Social, “eres la primera que me entregan algo así, ojalá todas las madres lo hicieran”

Hablar con este matrón, del que no recuerdo el nombre, me dio fuerzas para luchar por conseguir el parto que yo quería, mi parto, la bienvenida a este mundo de mi hijo. No había sufrimiento fetal, el latido estaba bien, y el líquido amniótico se va regenerando… sólo había que esperar y darle tiempo.

Barriga embarazo

 

Tiempo que al parecer no tenía la ginecóloga, quien me entregó la documentación para provocarme el parto y dar consentimiento de todas las actuaciones que ellos vieran necesarias… No lo firmé y le pedí que me fueran informando en todo momento de la situación para yo poder decidir.

Me enviaron a planta, y allí iban pasando las horas entre paseos por el pasillo y masajes perineales sobre la pelota. A medianoche me comunican que me tendrían que poner antibiótico, por la fisura de bolsa había riesgo de infección, accedí. Me vuelve a hacer un registro para ver como estaba la situación, parecía que todo bien pero yo pido un tacto para saber si había dilatado, para saber de cuantos centímetros estaba…

La ginecóloga se niega porque yo especifico en mi plan de parto que sean sólo los necesarios, ¡no daba crédito! ¡se lo estaba pidiendo yo! Finalmente me lo hace Ángela, la matrona del turno, y sólo estaba de 1cm. Ya empezaba a tener un dolor más intenso así que pregunto por alternativas a la epidural. Para aliviar el dolor, podía pincharme una analgesia para poder relajarme y dilatar más rápido pero decido esperar a que la cosa esté más avanzada así que me envían de nuevo a la habitación.

Y ya decido meterme en situación, bajo la nueva amenaza de la ginecóloga “si a las 7 de la mañana no has parido ya me da igual, te lo saco yo”, decido mandar a casa a las que estaban conmigo en la habitación y quedarme sola con mi hermana que era la que me acompañaría en el parto.

Bajé una aplicación móvil para medir la contracciones y le pedí que estuviera pero sin estar. Yo le diría cuando empezaba y cuando acabada cada una y poco más. En cada contracción me colgaba de lo que podía, los pies de la cama, la agarradera de la ducha… Fueron unas horas muy intensas, casi no me daba tiempo a recuperarme entre contracción y contracción, casi me costaba recuperar el aliento…

Recordé algo de las clases de preparto, respira… lento… consciente… respira… Me doy cuenta de que estoy pujando y le digo a mi hermana que llame corriendo a la enfermera. Me obligan a tumbarme en la camilla para llevarme a paritorio. Sin duda la peor contracción fue aquella, mientras ese hombre empujaba la camilla y golpeaba una puerta tras otra hasta llegar a la sala.

Me reciben entre risas y comentarios “ya no puede más”, le pido a mi matrona la analgesia que me ofreció un par de horas antes y tras mirarme me dice “¡Pero que analgesia si le estoy viendo el pelo!”. ¡No me lo podía creer! Eran las 3 y pico de la madrugada, ¡había dilatado todo en dos horas!

Vuelvo a sentir ganas de pujar y lo hago. Me piden que me traslade al potro y me niego, de nuevo tengo que escuchar comentarios… Pido la silla de parto, sé que la tienen, pero ni siquiera saben donde está así que tras un par de pujos más ya casi estaba fuera. “¡Vamos! ¡Coje a tu hijo! ¡Sácalo!” y eso hice…

 

Si yo no hubiera estado informada y preparada, la historia de mi parto sería otra… Por eso informarse durante el embarazo (te recomiendo visitar El Parto es Nuestro) y decidir cómo quieres que sea ese momento tan importante en tu vida es la clave para poder emponderarte. Dedica un tiempo a redactar tu Plan de parto, aquí tienes el mío para descargar por si te sirve de ayuda.

Y lo más importante, disfruta de ese momento, no tengas miedo. Confía en tu cuerpo, en tu instinto animal ❤


Ni día de la Madre ni día del Padre, ¡celebremos la familia!

Siempre que se acerca el día de la Madre o el día del Padre vamos viendo por la calle cómo se van transformando poco a poco los escaparates de las tiendas, empiezan a invadirnos con miles de anuncios de cosas perfectas para regalar y sentimos cómo una presión social a celebrar algo que en realidad desde mi punto de vista, con los tiempos que corren, ya no tiene ni mucho sentido…

Mi padre falleció cuando yo tan sólo tenía 7 años, fue algo que ha marcado mi vida y la vida de mi pequeña gran familia…
Nos quedamos mi madre, mi hermana mayor y yo solas, eso decían, pero en realidad no lo estábamos. Nos teníamos las unas a las otras, y nos apoyamos y nos unimos para superar el duelo, que cada una vivió a su manera.

Aún recuerdo cuando de pequeña en el cole hacíamos las manualidades para los días señalados, el día de la Madre yo le entregaba a mi mamá aquella pequeña joya que había elaborado con mis manos en la que bien grande ponía ¡FELICIDADES MAMÁ!
El problema venía el día del Padre, mi papá ya no estaba con nosotras, aunque él siguiera vivo dentro de mí, no podía entregarle mi regalo… “¡Pero no te preocupes!” te dicen, “Se lo das a tu madre, que ahora hace de padre y madre
Y eso hacía y he hecho durante toda mi vida, siempre le entregaba su regalo y felicitaba ambos días, hasta que me convertí en madre que mi perspectiva cambió

Cuando decides tener una maternidad en solitario, sea por el motivo que sea, es abrumador la cantidad de explicaciones que el entorno te pide. Desde el familiar más cercano que se cree en el derecho hasta ese amig@ o simple conocid@, que en realidad no lo tiene, que quiere conocer hasta el más mínimo detalle. Te encuentras ante preguntas en las que ni tú misma conoces la respuesta o que ni siquiera antes te habías planteado…

Pero esto no acaba aquí, no sólo te hacen interrogatorio en el embarazo sino que también tienes que dar explicaciones el día del parto, el día del registro.. y tachar una y otra vez la casilla donde hay que rellenar los datos del padre porque NO HAY.

Soy familia monoparental, y cómo yo hay casi dos millones de familias más en España. Además hay familias con dos madres, con dos padres, parejas divorciadas, parejas con hij@s adoptados… y así un sinfín de combinaciones posibles, todas igual de válidas. ¿Qué más da si hay o no hay padre?, ¿Qué importa si hay dos padres?, ¿Qué importa si hay dos madres?, ¿Y si no hay madre?.

Lo importante es el AMOR, la familia unida, que cría desde la paciencia y el cariño. Da igual los miembros que forman la familia si provee de lo necesario al nuevo miembro. Familia de sangre o sin ningún tipo de parentesco, esa que te vas creando en el camino… TU FAMILIA.

El 15 de Mayo se celebra el día internacional de la familia, empecemos a celebrar más este día y a educar en la diversidad, romper con lo establecido, con los modelos tradicionales.

 


¿Quieres recuperar tus manos? ¡Libera tus brazos! Usa un portabebés

Si has sido p/madre recientemente sabes de que hablo.
¡Y tengo una buena noticia! Puedes satisfacer la demanda del nuevo miembro de la familia sin usar tus brazos. ¿Cómo? Usando un portabebés.

Suena fácil y es que lo es.

¿Qué es lo que calma a un bebé recién nacido? El contacto. Sentirse seguro.

¿Cómo lo consigues? Cargándolo, cerca de ti, pegado a tu cuerpo.

Para portear sólo necesitas algo que mantenga a tu bebé cerca y de forma segura, ya sea una simple tela o la más sofisticada mochila. Eso ya sólo depende de tus preferencias.

Dentro de los portabebés que respetan la postura de un recién nacido, no existe uno mejor que otro. Tienes que encontrar TU portabebés.
Ese que vas a usar todos los días porque te da seguridad, te resulta cómodo y fácil de colocar.

A día de hoy existen una gran variedad de portabebés y muchas marcas, pero vamos a ver cómo podemos agruparlos.

  • FULARES

Tela que puedes adaptar a tu cuerpo y al de tu bebé a través de “nudos”. Dependiendo de su composición podemos dividirlos en:

  1. ELÁSTICOS: Con Lycra añadida que les aporta esa elasticidad.
  2. SEMIELÁSTICOS: Sin elastán, la elasticidad se la aporta la manera en que está confeccionado el tejido.
  3. RÍGIDOS: No tienen elasticidad, no ceden. Sólo de manera transversal para adaptarse al cuerpo.fular semielastico Manduca
  • BANDOLERAS

Tela rígida con un par de anillas cosidas en un extremo. Se ajusta a tu cuerpo y al de tu bebé a través de estas.

Bandolera Neobulle Sacha

  • MOCHILAS

Su uso es intuitivo, ya que consta de cinturón, panel (la parte que recoge el cuerpo del bebé) y tirantes, que pueden estar acolchados o no (según modelo y marca).

Se clasifican en dos tipos:

  1. EVOLUTIVAS: Se pueden usar desde el nacimiento, su panel se puede ajustar según el tamaño del recién nacido y se van adaptando al crecimiento del bebé.
  2. PANEL FIJO: Se recomienda su uso a partir de que el bebé adquiere la posición sentado por sí mismo ya que tienen un ancho de panel que no se puede modificar.
    Algunas marcas ofrecen adaptadores hasta llegar este momento pero no es lo adecuado, es mejor evitarlos.

Emeibaby

Estos son los portabebés más usados, pero existen muchos más tipos: Mei-Tai,fulares-mochilas,portabebés ligeros (ayuda-brazos) híbridos…

¿Sabes ya cuál es TU portabebés ideal? Si aún tienes dudas echa un ojo a nuestro servicio de alquiler de portabebés en Cádiz.


Lo que me salva la vida a la salida del cole

Ya hace casi dos meses que empezamos el cole y el ritmo de locos de las mañanas, vamos dejando atrás aquellas dudas/miedos del momento y van apareciendo otr@s. Parece mentira lo rápido que pasa el tiempo y no sólo hablo de ver pasar los días en el calendario…

Cuando empecé a portear a mi hijo lo hice casi por obligación, su necesidad de “mi” era abrumadora, era separarlo de mi cuerpo y empezar a llorar desconsolado. Ahora ya sé que el contacto es una necesidad básica del recién nacido, que les aporta seguridad y calma, y esto es algo muy importante para su correcto desarrollo, tanto como el alimento, ¡cuanto hubiera agradecido saber esto antes!

Los días con un bebé encima las 24 horas se hacían muuuuy largos, el simple hecho de ir al baño era una misión imposible, ¡y ni hablemos de una ducha! En mi caso el relevo se hacía (y se hace) muy complicado porque somos familia monoparental pero muchas mujeres (y cada vez más hombres) se encuentran en la misma situación aún teniendo pareja porque está todo el día trabajando fuera de casa…

Han sido unos años de mucho porteo, de mucho contacto. Miro atrás y pocos recuerdos tengo en donde no aparezca un portabebés en escena.

Mi hijo ya tiene 3 años y medio, y hacía mucho tiempo que no quería subir a la mochila de mamá, prefería ir en su moto, o corriendo y que yo corriera detrás… Ya los paseos eran de la mano y no besuqueando yo su cabecita sobre mi pecho… Lo reconozco, ¡lo echaba mucho de menos!

Ahora estamos viviendo una etapa un poco complicada… Con el comienzo del cole vuelve a demandarme mucho, a necesitar mucho más contacto, necesita saber que estoy aquí, junto a él…  A veces lo hace a gritos para llamar mi atención y a veces me pide que lo coja en brazos o a hombros con ojos de gatito abandonado pero me destroza los brazos y/o la espalda… Se me ocurrió volver a hacerle esa pregunta que hacía tanto que no salía de mi boca porque la respuesta siempre era NO: ¿Quieres ir con mamá en la mochila? ¡Y esta vez la respuesta fue SI!

 

Ahora llegamos a casa mucho más contentos, no estalla en berrinche con tanta frecuencia ni en el camino ni al llegar, sale tan cansado del colegio que se deja caer en mi espalda para descansar… y me siente cerca y me abraza desde atrás… ¡y yo muero de amor!

El porteo no es sólo para bebés, también existen portabebés para cuando ya son más grandecitos y necesitan que los carguemos.


Mami no quiero que te vayas… ¡quédate conmigo!

Cuando me incorporé de nuevo a la vida laboral después de ser madre sabía que el momento de separación del que entonces era mi bebé iba a ser difícil… Lo que no me imaginaba era que con el tiempo iba a ser más complicado en vez de más fácil…

“Se acostumbran a todo”, “No me/te queda otra”, “Nos cuesta más a nosotros que a ellos”…  son frases que solemos decir a otros padres y a nosotros mismos para poder afrontar una realidad que nos cuesta a todos los que tenemos hijos e incluso a los que no los tienen… Seamos sinceros, la conciliación laboral-familiar-social no existe, al menos aquí en España y menos aún si eres autónoma y tienes un comercio con su correspondiente horario de atención al público. Una vez alguien de otro país al comentarle los horarios de las tiendas en España me contestaba sorprendido “¿Y entonces los comerciantes cuando van a comprar?, ¿cuando están con sus familias y amig@s?”. No lo había pensado hasta entonces…  Siempre nos quedarán los Domingos y festivos, ¿no?.

En Suecia, Finlandia, Canadá, Alemania, Holanda… los pequeños comerciantes abren entre las 9:00 y las 10:00 hasta las 17:00/ 18:00 aproximadamente y las grandes superficies hasta las 21:00/22:00. Aquí es impensable, y más aún en Cádiz, hacer un horario continuo para poder cerrar “temprano” y que te quede tiempo para disfrutar un poco, porque tenemos tatuado que las tiendas abren de 10:00 a 14:00 y de 17:00 a 21:00.

 

Hay una máxima que todos conocemos pero que con el ritmo del día a día y la lucha diaria olvidamos, yo la primera, “trabajar para vivir y no vivir para trabajar” y hoy al ver llorar de nuevo a mi hijo al despedirme, soltando por su boca una de las frases más duras para mi de oír, he tomado por fin una decisión: voy a mantener el nuevo horario de verano pero adaptado al invierno. Por él, por mi, por mi pequeña gran familia y amig@s. Espero que me acompañéis cómo hasta ahora e incluso espero que algunos pequeños comercios que lo llevan todo para adelante sol@s se unan.

 

Estaremos todas las mañanas de lunes a sábado y dos tardes a las semana, con opción a concertar cita previa fuera de estos horarios en caso de que no puedas venir o necesites una asesoría más personal a la hora de elegir tu portabebés o aprender a usarlo. Me gusta lo que hago, me encanta compartir con vosotros esta aventura y no quiero perder esa ilusión ni la ganas de seguir.

Acabamos de abrir nuestra web para venta on line donde teneís acceso 24h. y estamos también  en Facebook e Instagram. Nos tenéis a vuestro servicio siempre que nos necesitéis 🙂

Muchas gracias por vuestra comprensión.

 

Sandra